Universitarios y empleados estatales otra vez en la incertidumbre

  •  Esto es resultado del derroche y el despilfarro de gobiernos anteriores.
  •  Se anticipa un alarmante quiebre en la economía estatal
  • Los culpables tienen  nombres y apellidos

Es muy injusta la vida, que desafortunado que por errores del pasado, docentes y empleados administrativos de la Universidad Autónoma de Nayarit, nuevamente ya no recibirán sus sueldos y prestaciones de fin de año, se terminó el dinero, el Rector Ignacio Peña ya anunció que nada más queda dinero para pagar la primera quincena de Octubre, hacen falta los 250 millones que el Gobierno del Estado quedó de aportar en el convenio de apoyo que se firmó en conjunto con la Federación en el 2019, más otro déficit que se viene arrastrando desde 2014, se requieren otros 350 millones para poder cerrar el año.

A su vez el propio Gobierno de Antonio Echevarría está quebrado, igualmente informaron que ya no tienen dinero para pagar quincenas ni prestaciones a burócratas sindicalizados, empleados de confianza, Maestros de la 49, policías, etcétera; son miles de familias en la incertidumbre y obviamente se anticipa un alarmante quiebre en la economía estatal, de cientos de empresas que sus ventas dependen de esa derrama salarial, son millones de pesos que ya no circularán.

Indiscutiblemente que esto es resultado del derroche y el despilfarro de gobiernos anteriores que endeudaron al Estado irresponsablemente, particularmente en los periodos de Ney González y Roberto Sandoval, pero además también es evidente que tuvieron que ver en el caso de la UAN, porque ambos exgobernadores no entregaron al alma máter los recursos que le correspondían, abandonándola a su suerte, puntualizando que durante el sexenio “sandovalista” hay «gato encerrado» en la desaparición de millones en el rectorado de Juan López Salazar, ya que es mucho dinero para que una sola persona lo desaparezca, porque el dinero llegaba de la federación a las arcas estatales y después se dispersaba a la institución, cosa que no sucedía de manera transparente.

Sin duda los culpables que nos llevaron a la quiebra, tienen nombres y apellidos, no estando claro si legalmente puedan responder por sus actos pasados; tiene que haber algo en la Ley para someterlos a juicio, si no, habrá que legislarlo, (algo así como el Presidente AMLO propone en «su consulta» para enjuiciar a expresidentes de la nación) porque tanto Ney González como Roberto Sandoval, así como Juan López Salazar y un puño más de ex funcionarios que les ayudaron «a cuadrar las cuentas», andan muy como si nada, con propiedades y negocios, cuando hace apenas unos años eran unos “pobres clasemedieros”, mientras la clase trabajadora estatal y universitarios, con un estrés permanente, porque ya no habrá dinero para comprar comida y pagar créditos. (Pinches rateros). VA.

Este contenido esta protegido por los derechos de autor y de propiedad intelectual. Se prohibe la copia, transmisión o redistribución del mismo sin autorización por escrito de Noticias DLB. Todos los derechos reservados copyright 2020.
Shortlink: https://ndlb.red/770

Comentarios

Translate to